Iniciativa europea busca reciclar elementos prefabricados para nuevos edificios

Compártenos en Redes Sociales:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Más sobre la Categoría

ReCreate es el nombre de un proyecto financiado por la Unión Europea y que reúne a Finlandia, Suecia, Países Bajos y Alemania para desarrollar investigaciones que permitan reciclar elementos de hormigón provenientes de edificios prontos a demolerse y reutilizarlos en nuevas construcciones. En Finlandia, se están ejecutando los primeros ensayos.

Si bien el hormigón es el segundo material más consumido por el ser humano -después del agua- aún se discuten estrategias y analizan tecnologías para que disminuir su impacto en la huella de carbono.

Dentro de esos lineamientos, la discusión se centra preferentemente en bajar la huella de CO2 del material ya sea capturándolo e incorporándolo a la mezcla, produciendo hormigones con mayores resistencias que requieran menos cemento, uno de los elementos principales para la producción de hormigón, o, en el caso del cemento, utilizar combustibles alternativos que aceleren la producción de Clinker, que es donde se genera la mayor emisión de CO2 en el proceso.

¿Qué pasa, sin embargo, con el hormigón de edificios que son demolidos? Muchas veces, estos van a parar a rellenos sanitarios o, en países donde está regulado, se utiliza parte de estos residuos para la generación de áridos reciclados para hormigón.

Sin embargo, una iniciativa desarrollada en Europa busca reciclar antiguos edificios construidos con prefabricados de hormigón y brindarles nuevos usos. Este es el núcleo del proyecto ReCreate, que actualmente está en fase de desarrollo y que involucra a universidades y empresas de cuatro países europeos.

Reciclando elementos prefabricados de hormigón

“Los residuos de la construcción y la demolición son la fuente principal de desechos en la Unión Europea, sujeta a un estimado de recuperación que puede alcanzar hasta el 70%, de acuerdo a la Directiva Marco de Residuos (Waste Framework Directive”, dice el sitio web de ReCreate.

Lanzado en el mes de abril y con financiamiento de Horizon 2020, una de las ramas de CORDIS (instancia coordinadora de investigaciones y proyectos de innovación en la Unión Europea), la idea central de ReCreate es “cerrar el círculo del hormigón al más alto nivel de uso, facilitando la deconstrucción y reutilización de componentes estructurales prefabricados”, dice el sitio web de la iniciativa

“Específicamente, buscamos reusar el hormigón de estos elementos como un todo, no como materia prima para algo nuevo”, explicó en el sitio web de la Universidad de Tampere (Finlandia) Satu Huunkha, profesor adjunto de la Facultad de Ambiente Constructivo de la casa de estudios, además de líder de este proyecto.

El académico agregó que “existen muchas interrogantes que deben responderse. ¿Cómo deconstruimos los elementos de edificios sin dañarlos? ¿De qué manera aseguramos su integridad estructural? ¿Cómo recertificamos los elementos ya rescatados y los transformamos en productos que cumplan con los requerimientos de códigos de construcción? ¿De qué forma podemos transformar estos elementos, los que no tienen una calidad uniforme, a un tipo de negocio sostenible? También, debemos considerar el aspecto social: ¿requerirá este proceso de nuevas habilidades o formas de trabajo?”.

ReCreate: Economía circular al servicio de la construcción con hormigón

En coordinación con la Universidad de Tampere, ReCreate se estableció como un proyecto cuya duración será de 4 años, de 2021 a 2025, y recibirá fondos de la iniciativa Horizon 2020 de la Unión Europea, alcanzando un presupuesto global de 12,5 millones de euros, con los que se espera, ReCreate pueda desarrollar soluciones para la reutilización y reciclaje de residuos de la construcción y demolición.

Además de Finlandia, otros países involucrados en ReCreate son Suecia, Países Bajos y Alemania, con el apoyo del Green Building Council de Croacia para las comunicaciones. En el caso de las naciones participantes, se espera que generen cluster productivos que llevarán a cabo sus propios desarrollos bajo el marco de este proyecto, donde deconstruirán elementos prefabricados de hormigón intactos y los reutilizarán en un nuevo edificio.

“Al reutilizar elementos prefabricados de hormigón, ahorramos una enorme cantidad de energía y de materias primas”, puntualizó el profesor Huuhka.

Por el momento, los primeros ensayos relacionados con este proyecto se están ejecutando en la universidad finesa, con la colaboración de Skansa, firma constructora local, junto con otras empresas del país escandinavo. En específico, se busca reutilizar y reciclar los materiales de un edificio declarado en ruinas de la forma más versátil posible.

“Tradicionalmente, los materiales de edificios ya demolidos son chancados para ser agregados de hormigón reciclado, el que se utiliza en la mayoría de los casos como agregado para nuevos pavimentos. Este proyecto busca soluciones que permitan reutilizar componentes del edificio y así, se pueda reducir de forma significativa la huella de carbono de las nuevas construcciones”, explicó Toni Tuomola, district manager de Skansa.

Noticias Relacionadas

61aa7720eb265_1638561666_61aa7720eb21f
Investigadores desarrollan un hormigón para impresión 3D con áridos reciclados
61a13a1094194_1637956173_61a13a109414d
“Paneles solares invisibles” de hormigón: Una nueva forma de dar energía a sitios históricos
6197e8bd81bda_1637345495_6197e8bd81b94
Cemento fosforescente: Un nuevo material para construcciones sustentables
ICON_Lennar_BIG_100-hm_Community_StreetView_ConceptRender (1)
Anuncian la construcción de un barrio completo con hormigón impreso 3D
61730342c875d_1634927433_61730342c86f9
Crean innovador hormigón traslúcido que permite diseños personalizados a bajo costo
descarga
Académicos japoneses desarrollan un hormigón ecológico en base a reciclaje y CO2 capturado